sábado, 5 de octubre de 2013

Intocable (Intouchables, Francia, 2011)

La película francesa que hoy comentamos aporta un toque de frescura al panorama cinematográfico actual, no en cuanto temática, pero sí en cuanto a la manera en la que son tratados los diálogos y los personajes. No tiene un contenido específicamente religioso, pero sí que intenta transmitir el valor de la amistad y del sentido de la vida, lo cual hacen su visionado imprescindible en los tiempos que corren. Para una sociedad como la nuestra cada vez más carente de valores, estos títulos se van convirtiendo en rara avis con los que gusta tropezarse.

La fórmula “Chico joven cuida a anciano amargado” no es nueva: Paseando a Miss Daisy, Esencia de Mujer, Descubriendo a Forrester, Amanecer de un sueño…. Me parecen todas ellas grandes películas que cultivan, cada una a su manera, los mismos valores que Intocable. De hecho, determinadas escenas pueden parecer y recordarnos otras de las películas antes mencionadas, lo cual es una costatación de que en el cine ya está casi todo inventado.

En el caso de este film, un chico negro (Omar Sy) recién salido de la cárcel y habitante de los suburbios de Paris, encuentra su oportunidad de trabajar en la mansión de un magnate tetrapléjico (François Cluzet). Basada en hechos reales, con una fotografía de ambos con la que termina la película, el argumento es el choque de vidas y de valores que se establece entre ambos, pero a la vez, una conexión de la más pura amistad que reconduce ambas existencias: el joven se replantea su descarriada vida y el anciano encuentra nuevas ilusiones para vivir. Como he dicho antes, destaco la frescura de los diálogos, su continuo toque cómico a pesar de ser un drama en toda regla, y la conexión de almas gemelas independientemente de raza, edad, sexo o religión.

Dado que en breve -y en la medida que el tiempo me lo permita- pretendo añadir las películas antes mencionadas a la lista, tampoco me extiendo mucho más allá en este comentario. Sólo deciros que transmite valores universales: Amistad, amor, familia, responsabilidad, respeto, generosidad… que la hacen muy recomendable para todas las edades, pero quizás en especial para la juventud que anhela esos valores.


Su promoción -no engañosa- habla por sí sola: Se trata de la película de habla no inglesa más vista en la historia del Cine. Para mi gusto ese título honorífico debería corresponderle a La Vida es Bella, pero bueno, yo no mando en las audiencias ni en los rankings… Lo dicho, para no perdérsela.

8 comentarios :

  1. Que buena película.

    ResponderEliminar
  2. Concepcion Vidal5 oct. 2013 18:44:00

    yo la he visto y estoy totalmente conttigo.

    ResponderEliminar
  3. Adriana Martinez5 oct. 2013 18:59:00

    Me gustan peliculas Como esta Que tienen un mensaje positivo

    ResponderEliminar
  4. Yo la vi en el cine cuando se estrenó y me gustó mucho. De esas películas que cuando acaban te dejan sensación de felicidad para un buen rato :) 

    ResponderEliminar
  5. gracias por compartirlo, DTB.

    ResponderEliminar
  6. Sinceramente, yo me paso el día viendo películas, y al ver esta me di cuenta como unas personas tan distinta como de personalidad, como de clase social se pueden cambiar la vida mutuamente.
    En esta película se muestra sobretodo la virtud de la gran amistad que acaban teniendo entre los dos.
    Cualquier `problema que tienen se ayudan entre ellos.
    Esta película es muy emocionante, y se ve al final como se separan pero, mientras que transcurre se ve que el hombre mayor es muy soberbio y el que es especial en muchos aspectos y aterra todos los que trabajan para el, pero el que va a cuidarle acostumbrado a las malas contestaciones y a que no le aterre nadie, impone más que el y acaban siendo almas gemelas.
    En conclusión, es una gran película y trae buenos valores.
    Julia Muñoz Copano

    ResponderEliminar
  7. Me encantaria saber donde la filmaron

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que en París, al menos, la mayor parte de las escenas

      Eliminar