miércoles, 14 de noviembre de 2018

12 cumpleaños

14 de noviembre. Nuevo aniversario del Blog. Y ya van 12, que se dice pronto. Un nuevo año de publicaciones (casi todas cinematográficas) y reflexiones acerca de la espiritualidad cristiana se nos queda atrás. En esta entrada conmemorativa, como viene siendo costumbre, ofrezco cifras y datos que son interesantes para ver la evolución anual de esta página. Como cifras que son pueden parecer frías, pero os puedo asegurar como administrador del Blog que me hacen sentirme orgulloso y me dan fuerzas para seguir intentando mantener viva a esta criaturita en la que he invertido tantas horas de mi vida. A veces la rutina y la desidia me pueden y hacen que cada vez me cueste más trabajo sentarme a escribir y promocionar mis entradas. 

Año
2013
2014
2015
2016
2017
2018
Entradas
267
312
357
377
405
439
Visitas
411.766
619.373
816.500
1.004.184
1.215.129
1.343.689
Comentarios
2.213
2.362
2.431
2.486
2.501
----
Me gusta una entrada
4.623
5.973
6.487
6.972
----
----
Me gusta el Blog
102
172
199
192
----
----
Seguidores Blog
63
80
89
90
97
100
Seguidores  G+
643
907
970
981
986

El año pasado comencé con un nuevo cuadrante de estadísticas. Creo que es interesante mantenerlo, aunque la información que contiene no va a variar sustancialmente con el paso de los años. A pesar de ello, sí que se pueden destacar algunos aspectos. Por ejemplo, se aprecia que el buscador Google Chrome aumenta sus distancias respecto a todos los demás, todo lo contrario que el sistema operativo Windows, que pierde terreno en favor de los Androids y dispositivos Apple:

Año
2017
2018
Entrada más vista
132.267
145.186
País con más visitas
Estados Unidos
188.983
Estados Unidos
207.305
Navegador más usado
Google Chrome
600.753 (50%)
Google Chrome
691.392 (52%)
Sistema operativo
Windows
724.601 (61%)
Windows
772.256 (58%)

lunes, 5 de noviembre de 2018

Maria Goretti (Italia, 2003)

Este año, para conmemorar el día de todos los Santos he visto esta película sobre la vida de Maria Goretti. Se trata de una película italiana coproducida por la RAI que narra la corta hagiografía de esta niña laica que vivió en Nettuno (Ancona) entre los años 1890 y 1902 y fue canonizada por Pio XII en 1950.

Tengo que reconocer que no conocía mucho de la vida de esta niña-mártir hasta ver la película, que a su vez es un remake de "El Cielo sobre el pantano (cielo sulla pallude)" de 1949. 

La película esta dirigida por Giulio Base y protagonizada por Martina Pinto. Como film destaca especialmente su banda sonora, conducida por Andrea Morricone y supervisada por su padre Ennio. Para mi gusto le da un plus al film que hace que merezca la pena verlo aunque solo sea por el hecho de deleitarse oyendo la BSO. Por contra, no me ha gustado excesivamente el doblaje, que no está realizado en España sino en países de América Latina. No está mal realizado pero utiliza giros y expresiones lejanos a mi contexto más cercano.

La película, como no podía ser de otro modo, se ambienta en la misma ciudad y época de la santa. Su familia vivía de manera muy humilde al estilo de aquella época. María fue la tercera de siete hermanos (en la película aparece como la mayor) en un ambiente rural, donde la malaria campaba a sus anchas y la clase obrera era explotada por los terratenientes de la zona. Como todas las épocas, su sociedad es propicia para que pecados como la envidia, la lujuria, la soberbia o la ira sean claramente plasmados a lo largo de la trama. El argumento comienza prácticamente por el final, en el momento en que María es asesinada y su agresor detenido. 

La figura de la Santa María Goretti aparece reflejada de varias maneras. Durante su corta vida aparece como una niña familiar, bondadosa, alegre, siempre dispuesta a trabajar y a rezar. Ilusionada con su primera Comunión, con el rezo del Rosario y con la santificación a través de la vida familiar y los quehaceres de su vida cotidiana. En esos momentos advierte varias veces con una sabiduría impropia de su edad que "El odio es como la malaria. Si lo dejas entrar no se va más". Junto a ello, en el momento de su martirio (tras negarse a mantener relaciones sexuales con su agresor) aparece como Mártir de la pureza, siendo incluso capaz de perdonar antes de morir a quien la asesina. Humanamente esta actitud es difícil de entender para los que no alcanzamos ese grado de perfección, pero sin duda es un rasgo inequívoco de santidad y de perfección evangélica tal y como la Iglesia reconoció con su canonización. Solo el perdón al enemigo es capaz de detener la espiral de violencia tal y como Cristo demostró en la cruz mostrándonos el camino de la redención.

Por todo ello es una película muy recomendable, para conocer mejor la vida de la Santa y admirar y poner en práctica sus virtudes.